• News
    • Celebrities
    • Realeza
    • Sociedad
    • Cine
    • Televisión
    • Música
  • Moda
    • Tendencias
    • Artículos
    • Looks
    • Diseñadores
    • Modelos & Iconos
    • Marcas
    • Complementos
    • Niños
    • Hombres
  • Belleza
    • Cara
    • Cabello
    • Cuerpo
    • Looks
    • Maquillaje
    • Tratamientos
    • Perfumes
    • Celebrities
    • Marcas
    • Hombres
  • Fit
    • Entrenamiento
    • Dietas
    • Nutrición
    • Cuerpo
    • Mente
  • Pareja
    • Amor
    • Sexualidad
    • Salud
    • Divorcio
    • Relatos
  • Padres
    • Alimentación
    • Salud
    • Psicología
    • Educación
    • Ocio
    • Calculadoras
    • Nombres
    • Canciones infantiles
    • Dibujos para colorear
    • Diccionario
  • Cocina
    • Recetas
    • Nutrición y dieta
    • Alimentos
    • Gastronomía
    • Restaurantes
  • Hogar
    • Bricolaje
    • Decoración
    • Jardinería
    • Manualidades
    • Ecología
    • Economía doméstica
  • Salud
    • Medicamentos
    • Enfermedades
    • Cáncer
    • Menopausia
    • Alergias
    • Dietética
    • Vida sana
  • Psicología
    • Terapia
    • Ansiedad
    • Depresión
    • Emociones
    • Coaching
    • Relaciones
  • Mascotas
    • Perros
    • Gatos
    • Peces
    • Pájaros
    • Roedores
    • Exóticos
  • Viajes
  • Horóscopo
    • Zodíaco
    • Horóscopo chino
    • Tarot
    • Numerología
    • Rituales
    • Test de compatibilidad
Buscar
Última actualización: 25 Agosto 2022
Berlín tiene muchas caras y opciones de disfrutar, pero no podemos dejar pasar su enorme importancia en la Historia mundial reciente.

Berlín es, sin duda, una de las ciudades europeas más completas a nivel turístico. Y es que la capital alemana ofrece algo que ver o hacer para casi todos, desde sus impresionantes obras arquitectónicas como la Puerta de Brandenburgo o el Berliner Dom hasta alguno de los museos más prestigiosos del mundo, como el Museo de Pérgamo, pasando por actividades al aire libre como Tiergarten o un crucero por el río Spree.

Pero no hay que olvidar también que el centro de Berlín es un vivo retrato de la Historia reciente mundial. Desde la Segunda Guerra Mundial a la Guerra Fría, la ciudad germana vivió dividida en dos hasta la caída del Muro de Berlín en 1989. Hoy, desde Bekia Viajes, te proponemos diez lugares para visitar en Berlín que te ayudarán a recordar o descubrir parte de nuestra historia más cercana.

1Muro de Berlín: museo y galería

Durante casi 3 décadas, un muro de hormigón de 184 kilómetros de largo dividió Berlín en dos ciudades. El este, bajo el control comunista, y el oeste, capitalista, siendo este muro el mayor símbolo de la Guerra Fría que sucedió a la Segunda Guerra Mundial.

Y aunque Berlín ya se ha unificado, a día de hoy el Muro sigue muy presente en el día a día de los ciudadanos y turistas. En el centro de la ciudad es posible encontrar diversos fragmentos expuestos con su característica forma de L. Además, una línea en el suelo recuerda el trazado exacto de aquel muro, siendo su parte central más característica desde detrás de la Puerta de Brandenburgo hasta Potsdamer Platz a lo largo de la calle Elbert.

Para conocer en detalle esta parte de la historia es recomendable acercarse hasta el Museo del Muro -o Mauer Museum-, un museo privado ubicado en dos antiguos edificios cerca de Checkpoint Charlie fundado justo después de la construcción del Muro en 1961. En él es posible recordar la historia que llevó a la construcción de éste, revivir la geopolítica de la época o apreciar varios objetos de la cultura popular alemana de entonces.

Museo del Muro
  • Dónde: 43-45 Friedrichstrasse, 10969
  • Acceso: Kochstrasse (U6)
  • Horario : Todos los días de 10:00 a 18:00
  • Precio: 14,50€
  • Página web: Mauer Museum
Uno de los murales más característicos de la Galería del Este de BerlínUno de los murales más característicos de la Galería del Este de Berlín

Tras la historia, una visita más liviana y gratuita nos lleva hasta la denominada Galería del Este a orillas del río Spree. Durante más de un kilómetro de longitud es posible apreciar las pinturas que más de un centenar de artistas de todo el mundo realizaron tras la caída del Muro inspirados por la paz y la libertad. Alguna, como la del beso entre el líder soviético Leonor Brezhnev y el de Alemania del Este Erich Honecker, son todo un clásico.

Galería del Este del Muro de Berlín
  • Dónde: 3 al 100 de Mühlenstrasse, 10243
  • Acceso: Ostbahnof (S3, S5, S7, S9)
  • Horario : Continuado (exterior)
  • Precio: Gratis
  • Página web: East Side Gallery

Por cierto, una curiosidad. Diversas tiendas de souvenir de la zona ofrecen trozos reales del Muro al peso para llevarte de recuerdo. Y, aunque los trozos son de verdad de la época y auténticos del muro, los dibujos y grafitis que tienen no lo son, y han sido realizados a posterior por la empresa que los comercializa, ya que así aumentaban las ventas al vender algo más que un simple trozo de hormigón.

2Memorial del holocausto

Construído entre 2003 y 2004 y situado enfrente del antiguo recorrido del Muro en Ebertstrasse, esta espectacular construcción se llama oficialmente "monumento a los judíos de Europa asesinados". Se trata de un campo de superficie irregular de 19.000 metros cuadrados sobre el que reposan 2.711 losas de hormigón de diferentes alturas.

Memorial del HolocaustoMemorial del Holocausto

Su arquitecto, Peter Eisenman, buscaba transmitir la sensación de incomodidad y confusión para los que se adentran dentro de él, ya que las losas dificultan la visión de determinados ángulos.

Memorial del Holocausto
  • Dónde: 1 Cora-Berliner-Strasse, 10117
  • Acceso: Brandenburger Tor (U5, S1, S2, S25, S26)
  • Horario : Continuado (exterior), martes a domingo 10:00 a 20:00 (interior)
  • Precio: Gratis
  • Página web: Stiftung Denkmal

Debajo del mismo se encuentra una pequeña sala subterránea a modo de exposición, que recuerda a las víctimas y contiene los nombres de todos los fallecidos conocidos en el holocausto.

3Checkpoint Charlie

Antes de la construcción del muro, la ciudad ya estaba dividida en cuatro partes, el sector del este, soviético, y tres sectores en el oeste: el americano, el inglés, y el francés. Checkpoint Charlie era uno de los puntos de control que dividían el este y el oeste y donde se controlaban los documentos de los ciudadanos que querían cruzar de un lado a otro. Con la construcción del muro, Checkpoint Charlie se transformó sobre todo en una zona de vigilancia y se erigió como todo un símbolo de la división durante la Guerra Fría.

'Estás abandonando el sector americano''Estás abandonando el sector americano'
Checkpoint CharlieCheckpoint Charlie

Del punto de control original queda intacta la caseta de vigilancia donde se situaban los soldados así como el famoso cartel que avisa que estás entrando o saliendo "del sector americano", cuya popular frase es reproducida en multitud de souvenirs.

Posteriormente, una vez derruido el muro, se añadió un poste con una foto de dos soldados, por un lado ruso y por el otro americano, para recordar la división en la zona. Se trata de dos soldados reales de la época (el americano es el Sargento Jeff Harper).

Checkpoint Charlie
  • Dónde: 43-45 Friedrichstrasse, 10969
  • Acceso: Kochstrasse (U6)
  • Horario : Continuado (exterior)
  • Precio: Gratis

El nombre de Checkpoint Charlie viene de la denominación oficial por parte de los aliados del puesto de control, siguiendo el alfabeto fonético correspondiente a la letra C (alfa, bravo, charlie) y no se refiere a nadie en concreto. Es más, los soviéticos lo denominaban "Friedrichstrasse crossing point" por la calle en la que está situado.

4Museo de la DDR

Durante los años de separación, vivir en la zona soviética era muy distinto a hacerlo en el oeste. El museo de la DDR recrea al detalle cómo era vivir en aquella época. Desde los objetos utilizados entonces, las cartillas de racionamiento, lo que se comía... hasta la recreación de una casa entera de los años setenta.

El museo de la DDR nos permite recorrer por dentro una casa de la épocaEl museo de la DDR nos permite recorrer por dentro una casa de la época
Todas las exposiciones del museo de la DDR son interactivasTodas las exposiciones del museo de la DDR son interactivas

A lo largo de la Guerra Fría las dos Alemanias competían, a su manera, y el este se esforzó en mostrar al mundo una imagen de progreso.

Museo de la DDR
  • Dónde: 1 Karl-Liebknecht-Strasse, 10178
  • Acceso: Museumsinsel (U5)
  • Horario : Lunes a domingo 09:00 a 21:00
  • Precio: 12,50€
  • Página web: DDR Museum

El museo de la DDR es, sobre todo, una exposición interactiva en la que tocar, probar y descubrir muchos de los objetos que tal vez usaron nuestros padres o abuelos.

5Museo judío

Inaugurado en el año 2001, el museo judío de Berlín es el museo judío más grande de Europa con 3.500 metros cuadrados de exposición distribuídos a lo largo de tres edificios. Este museo presenta la evolución del pueblo judío en Alemania desde la Edad Media a nuestros tiempos.

Exterior del Museo Judío de BerlínExterior del Museo Judío de Berlín
Museo judío de Berlín
  • Dónde: 9-14 Lindenstrasse, 10969
  • Acceso: Hallesches Tor (U1, U3, U6, U12)
  • Horario : Lunes a domingo 09:00 a 19:00. Cerrado el 15 de septiembre, Rosh Hashana, Yom Kippur, y Nochebuena
  • Precio: Gratis
  • Página web: JM Berlín

Y, aunque el museo ofrece una visión global para entender a los judíos, presta como es lógico especial atención al holocausto, así como al desarrollo de la vida en Alemania después de 1945. La exposición cuenta tanto con testimonios de la época como con objetos históricos que ayudan a comprender lo que pasó.

6Búnker y torre antiaérea Flak

Muchas veces en medio de todos, aunque escondidos a simple vista, Berlín está lleno de artefactos o estructuras de la Segunda Guerra Mundial. Uno de los más interesantes a visitar son los búnkers que aún se conservan de la época o las interesantísimas torres antiaéreas Flak, que Adolf Hitler mandó construir con un doble propósito: resguardar de los bombardeos e instalar armamento antiaéreo capaz de destruir aviones enemigos.

Debajo de esta arboleda se esconde un bunker de la Segunda Guerra MundialDebajo de esta arboleda se esconde un bunker de la Segunda Guerra Mundial
Interior una torre antiaérea FlakInterior una torre antiaérea Flak

Berlín contó con tres de estas torres Flak y es posible visitar los restos de una de ellas, la de Humboldthain, mediante un tour guiado que explica los detalles de esta peculiar estructura y cómo fue utilizada en la época. Con varios pisos de altura y paredes de 3,5 metros de grosor, estas torres fueron tremendamente complicadas de desmantelar tras la Segunda Guerra Mundial y ahora se han reconvertido en edificios públicos o simplemente en parques enterradas formando colinas.

Tour torre antiaérea Flak
  • Dónde: 5 Hochstrasse, 13357
  • Acceso: Pankstrasse (U8)
  • Horario : Es necesario contratar un tour, disponible en diversos horarios e idiomas
  • Precio: 15€
  • Página web: Berliner Unterwelten

7Aeropuerto de Tempelhof

Uno de los primeros aeródromos de Berlín y el más imponente de la época, el aeropuerto de Tempelhof se desarrolló durante los años 30, cuando el Gobierno Nazi ordenó su construcción y reforma para dar cabida al creciente tráfico aéreo.

El impresionante hall principal del aeropuerto de TempelhofEl impresionante hall principal del aeropuerto de Tempelhof
El bunker del aeropuerto de Tempelhof donde se guardaban imágenes aéreas de Alemania y países vecinosEl bunker del aeropuerto de Tempelhof donde se guardaban imágenes aéreas de Alemania y países vecinos
Tempelhof está lleno de sorpresas, como esta pista de baloncesto dentro del complejo que utilizaban los militares estadounidensesTempelhof está lleno de sorpresas, como esta pista de baloncesto dentro del complejo que utilizaban los militares estadounidenses

Aunque mantuvo operaciones hasta el año 2008, el aeropuerto de Tempelhof tuvo especial importancia durante la Segunda Guerra Mundial y, sobre todo, durante la Guerra Fría, siendo la única forma de poder acceder a un Berlín atrapado por el Muro. Sirvió, además, como base estadounidense en la zona, donde se ocupó buena parte de la terminal.

Aeropuerto de Tempelhof
  • Dónde: 5 Platz der Luftbrücke, 12101
  • Acceso: Platz der Luftbrücke (U6)
  • Horario : Es necesario contratar un tour para visitarlo
  • Precio: 16,50€

Tras su cierre, la pista se transformó en un enorme parque público especialmente popular durante los fines de semana, donde también se realizan algunos eventos al aire libre. El interior del aeropuerto, mucho más interesante, es posible visitarlo mediante un tour guiado, donde además de poder acceder a la zona de facturación, se recorren otras partes históricas como las oficinas del servicio secreto estadounidense, los sótanos que sirvieron como refugio antiaéreos durante la guerra o los búnkers que almacenaban las fotografías aéreas tomadas por la Alemania Nazi que fueron quemados tras el final de la Segunda Guerrea Mundial.

8Torre de espionaje Teufelsberg

Teufelsberg, literalmente traducido como "la montaña del diablo", es una colina artificial de unos 80 metros de altura creada tras enterrar una estructura nazi no finalizada junto a otros restos y desechos de la Segunda Guerra Mundial trasladados desde el centro de Berlín.

Los restos de la torre de espionaje TeufelsbergLos restos de la torre de espionaje Teufelsberg

Durante la Guerra Fría, el ejército estadounidense y la NSA construyeron en su cima una icónica estación de espionaje reconocible por sus enormes bolas blancas. Tras la caída del Muro, los estadounidenses se llevaron todo el material, pero dejaron el edificio intacto. La estación se fue deteriorando con el paso del tiempo y varios artistas llenaron sus paredes de arte callejero.

Torre Teufelsberg
  • Dónde: Teufelsseechaussee 10, 14193
  • Acceso: Grunewald (S3, S5, S7)
  • Horario : Lunes a domingo 11:00 hasta al atardecer
  • Precio: 8€

Ahora, es posible visitar de nuevo el edificio, accesible a diario. Los fines de semana se realizan también tours en inglés y alemán y se instala un pequeño bar desde donde poder disfrutar de un trago mientras se aprecia el arte y las vistas desde esta peculiar instalación.

9Topografía del terror

La topografía del terror es un museo inaugurado en 2010 y construído sobre las ruinas de antiguos cuarteles de la Gestapo. Cuenta con una parte interior y exterior. En esta última se encuentra una porción del Muro de Berlín que se mantiene intacta sin derruir ni pintar.

El complejo de Topografía del terror, visto desde arribaEl complejo de Topografía del terror, visto desde arriba
Un fragmento del Muro de Berlín en Topografía del TerrorUn fragmento del Muro de Berlín en Topografía del Terror
Topographie des Terrors
  • Dónde: 8 Niederkirchnerstrasse 8, 10963
  • Acceso: Potsdamer Platz (U2, S1, S2, S25, S26)
  • Horario : Lunes a domingo 10:00 a 20:00
  • Precio: Gratis
  • Página web: Topographie

En la parte interior se ofrecen diversas exposiciones, tanto temporales como permanentes, especialmente sobre la propaganda y el terror que el Gobierno Nazi desplegó antes y durante la Segunda Guerra Mundial. Topografía del terror muestra las técnicas empleadas por la Gestapo o las SS nazis así como otros estamentos de la policía secreta alemana de la época. Su acceso es gratuito y es uno de los monumentos más visitados de Berlín.

10Campo de concentración de Sachsenhausen

Aunque Sachsenhausen no es uno de los campos de concentración más famosos, sí es el más accesible desde Berlín. Situado en la pequeña ciudad de Oranienburg, para llegar sólo hay que desplazarse hasta la estación principal Oranienburg, a la que llega la línea S1, así como varios buses o regionales. Desde ahí, una media hora andando u otro bus nos acercará hasta las puertas de este campo de concentración.

El campo de concentración de SachsenhausenEl campo de concentración de Sachsenhausen
Museo de Sachsenhausen
  • Dónde: Strasse der Nationen 22 D-16515 Oranienburg
  • Acceso: Oranienburg (S1)
  • Horario de verano: del 15 de marzo al 14 de octubre: Todos los días de 08:30 a 18:00 horas
  • Horario de invierno: del 15 de octubre al 14 de marzo Todos los días de 08:30 a 16:30 horas
  • Precio: Gratis salvo visitas guiadas

Este campo de concentración fue utilizado entre 1936 hasta 1945, aunque albergó sobre todo a presos políticos de la Segunda Guerra Mundial. Su localización hace que fuera utilizado principalmente como lugar de ensayo o entrenamiento. Contaba con una cámara de gas y una zona de experimentación médica donde se formaban soldados y perfeccionaban métodos luego usados en otros campos de la muerte como Auschwitz. Por Sachsenhausen llegaron a pasar hasta 200.000 prisioneros, de los que se estima pudieron llegar a morir hasta 50.000.

Mucho más Bekia Viajes en Instagram

Instagram Bekia viajes Instagram Bekia viajes Instagram Bekia viajes Instagram Bekia viajes Instagram Bekia viajes Instagram Bekia viajes Instagram Bekia viajes Instagram Bekia viajes

Aunque la entrada es gratuita, diversos tours ofrecen un recorrido explicativo del campo, con salidas desde Berlín.

Artículos recomendados